Falsos mitos culinarios Especial Navidad

Falsos mitos culinarios Especial NavidadSabemos que os encantan los artículos sobre cultura gastronómica y falsos mitos culinarios, así que hemos pensado haceros este regalito de Navidad: la recopilación de algunos de los mejores falsos mitos culinarios y nutricionales relacionados con la Navidad.

Mito 1: En Navidad es imposible no engordar

En realidad, si te fijas, mucha de la comida que se prepara en las fiestas (marisco, pescado, asados) no son especialmente calóricos. Si lo son algunos otros como el foie o los postres y turrones, así que basta con no excederse con estos. Un buen truco es hacer más ejercicio para compensar los excesos, por ejemplo bailando, participando en alguna de las carreras populares, o simplemente dando un buen paseo diario. Con media hora a un paso ágil, es suficiente.

Mito 2: Las fiestas navideñas implican estar mil horas en la cocina

Cada vez hay más familias que deciden celebrar la Navidad o el Año Nuevo en restaurantes, o contar con los servicios de una empresa de catering que les traiga la comida a casa. Es una opción excelente que está en alza porque es más cómodo para todos, y permite que disfruten todos los miembros de la familia por igual.

Mito 3: La costumbre de comer doce uvas en Nochevieja obedece a razones religiosas y culturales

A pesar de que la uva siempre se ha asociado a la prosperidad y la fecundidad, y el número 12 se vincula a algunos hechos religiosos,  como el número de apóstoles, parece ser que el consumo de doce uvas comenzó por intereses económicos.  Si bien es cierto que otros países también consumen productos derivados de la uva (pasas en Portugal, Champagne en Francia), la tradición en España (que es el único país en el que existe) se inició a principios del siglo XX en un año de buena cosecha en la que había que dar salida a los excedentes de uva.

Mito 4: Los turrones sin azúcar no engordan

¡Ojo! puede ser que tengan algo menos calorías, pero siguen siendo muy calóricos, ya que están pensados para gente que no puede tomar azúcar, no para gente que debe controlar su peso. Para que te hagas una idea, el turrón blando normal tiene 583 calorías mientras que el turrón blando “sin azúcar” tiene 419.

Mito 5: el marisco causa gota

Aunque es cierto que la gota (una dolorosa inflamación de las articulaciones) está relacionada con un exceso de ácido úrico en la sangre, y pese a que el marisco contiene ácido úrico, en la inmensa mayoría de los casos, la gota es de origen genético. Hace falta tener una predisposición genética, y los principales factores de riesgo para padecer gota son sobre todo el alcoholismo y la obesidad.

Mito 6: el marisco aumenta el colesterol

Como el resto de alimentos de origen animal, el marisco contiene colesterol. Sin embargo, posee unas sustancias (esteroles marinos) que dificultan que dicho colesterol se absorba en nuestro intestino, entorpeciendo su entrada en el torrente sanguíneo. Es decir, aunque tiene colesterol, nuestro cuerpo no lo absorbe de forma significativa. Algunos estudios han comprobado que el marisco aumenta únicamente el colesterol bueno (HDL)

 

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *